Cómo desinfectar la tapicería de tu coche de virus

Aunque siempre es importante, en tiempos de pandemia es fundamental saber cómo eliminar virus y bacterias de las superficies y los espacios que habitamos normalmente. Desinfectar el coche de forma habitual es esencial, ya que se trata de un habitáculo pequeño al que normalmente accedemos después de tocar superficies que pueden estar contaminadas. ¿Sabes cómo desinfectar la tapicería de tu coche de virus y bacterias?

¿En qué zonas del coche se acumulan más los virus?

Aunque es conveniente limpiar a fondo el vehículo periódicamente, existen determinadas zonas más problemáticas, por la acumulación de suciedad que se da en ellas.

  • Volante
  • Palanca de cambios y freno de mano
  • Tiradores de las puertas (interiores y exteriores)
  • El ordenador de a bordo, así como el resto de botones y mandos del coche
  • El cinturón de seguridad y las palancas de ajuste del asiento
  • Los elevalunas
  • La llave

¿Sabes qué tienen en común todos esos lugares? Efectivamente, se trata de las zonas del coche que más tocas, en muchas ocasiones procedente de la calle o de lugares públicos, posiblemente con las manos infectadas.

Máquina de ozono desinfectando un coche

¿Cómo puedo desinfectar la tapicería del coche?

Desinfectar no es lo mismo que limpiar: los productos normales que sirven para mejorar la higiene de tu vehículo no siempre son capaces de matar los posibles virus y bacterias que habitan en su interior.

Para asegurarte de eliminar cualquier posible organismo, debes usar productos que contengan, al menos, un 70% de alcohol, especialmente los del alcohol isopropílico, que son los recomendados por los fabricantes, ya que tienen acción virucida y bactericida, pero sin dañar las superficies.

El alcohol se puede utilizar sobre todo tipo de superficies y tapicerías, aunque si esta es de piel debes evitar frotar con demasiada fuerza, para impedir que se decolore, y tratar los asientos después de la limpieza con productos hidratantes, para que recupere su aspecto y tacto.

La desinfección de vehículos con ozono también es un tratamiento muy efectivo: se trata de un gas con propiedades bactericidas, virucidas y fungicidas, que además ayudará a tu coche a recuperar su característico olor a nuevo.

Por último, evitar utilizar lejía: aunque es uno de los mejores desinfectantes que existen, es tan fuerte que puede estropear los tejidos y superficies del vehículo.

Una vez que el habitáculo está completamente desinfectado, debes ocuparte del sistema de aire acondicionado, cuyos conductos pueden ser el hogar perfecto de virus, bacterias y hongos, para lo que tendrás que utilizar un spray específico.

Limpieza y desinfección del volante con guantes

Después de la limpieza

Una vez que has desinfectado tu coche por completo, debes tener en cuenta que algunos de esos virus pueden haber pasado a tus manos y tu ropa. Antes de proseguir con tu rutina, recuerda:

  • Quítate y desinfecta toda la ropa y los zapatos que hayas utilizado para limpiar.
  • Lávate las manos con agua caliente y jabón durante al menos 60 segundos.
  • No toques tu rostro hasta que no hayas completado toda tu higiene personal.

Si necesitas ayuda para afrontar una limpieza especial o desinfección profesional, no dudes en contactar con los profesionales de Geindepo para que te ayuden a llevarla a cabo con éxito.

Call Now ButtonAtención Inmediata