Eliminación de graffitis y pintadas

Los graffitis o pintadas hechos sobre los muros de edificios y otras construcciones no son sencillos de eliminar. No obstante, el no hacerlo puede producir que rápidamente aparezcan más y solo conseguiremos que el edificio adquiera un aspecto descuidado y de abandono. Especialmente en entornos urbanos, los graffitis representan un problema para ayuntamientos y comunidades de vecinos, que no quieren ver deteriorada la estética de sus inmuebles.
En caso de que un graffiti aparezca en la fachada de tu inmueble lo más recomendable es actuar cuanto antes, ya que cuanto más tiempo pasa más penetra la pintura en el material y resulta más difícil de eliminar. Asimismo, si el graffiti a eliminar lleva mucho tiempo sobre la pared, al eliminarlo es posible que quede una marca de su presencia, lo que no termina de solucionar el problema.

Identificar el material y prevenir el graffiti

Como en la mayoría de limpiezas y trabajos de mantenimiento, la prevención es la clave. Y si bien no podemos evitar que aparezcan en las paredes de nuestro edificio, si podemos tratar las superficies para que sean más fáciles de eliminar. Lo primero que debemos hacer es saber con que material estamos tratando, la mayoría de las fachadas, ya sean de ladrillo, mortero u hormigón, son porosas y la pintura de los graffitis es absorbida por ellas.

limpieza de graffitis

Para evitar la absorción de la pintura por parte de la pared existen tratamientos que sellan los poros del material. Si bien su aplicación sobre grandes superficies resulta costosa, ahorraremos en el coste y trabajo para la eliminación del graffiti. Al sellar los poros del material que forma la pared, la pintura de los graffitis no penetra y resultan más sencillos de eliminar con un tratamiento de agua a presión.
Para materiales plásticos y vidrios existe la posibilidad de superponer una capa de vinilo que si resulta pintada o rayada solo hay que retirar para deshacernos del graffiti. A continuación se coloca otra y listo, siempre tendrás tu pared como nueva y bien protegida. Del mismo modo se puede proceder con ventanas y puertas de cristal.
La prevención resulta como en la mayoría de los casos la opción más económica, resultando más sencillos los tratamientos para la eliminación de graffitis.

Si desea eliminar un graffiti de su pared póngase en contacto con nosotros, le ofreceremos la mejor solución a su problema. Solicite un presupuesto de limpieza ahora.

Limpieza profesional

Contar con el trabajo de empresas de limpiezas complejas puede ser lo más recomendable para eliminar los grafitis de su fachada, el trabajo se hará mucho más rápido y con un acabado perfecto, que elimine completamente cualquier resto del graffiti, devolviendo a la fachada su aspecto original.

El tratamiento profesional contra los graffitis consiste en eliminarlos con pistolas de presión, estas pueden disparar agua con detergente específico o directamente erosionar toda la superficie mediante chorro de arena, se utiliza una arena de sílice muy fina, que pule la devasta la superficie poco a poco. Dependiendo del material a tratar se utiliza una u otra técnica, ya que es importante eliminar el graffiti sin causar un desgaste y deterioro del material que tratamos.

limpiar graffitis

El método de pistola a presión consigue unos resultados perfectos pero sobre determinados materiales puede no ser recomendable, en estos casos recurrimos a productos disolventes específicos que eliminen la pintura respetando el material.

En el caso de determinados materiales como el mármol y similares, es recomendable pulir y abrillantar la superficie tras el tratamiento, para conseguir un acabado homogéneo de la zona tratada con el resto de la fachada.

Pasos a seguir para la correcta eliminación de graffitis

Cuando aparece un graffiti sobre la fachada, o cualquier elemento de esta, de nuestro edificio existe un protocolo de actuación que debemos seguir.

  • En primer lugar identificar el material de la superficie pintada, y seguidamente tratar de identificar el tipo de pintura que ha sido utilizada. Muchos graffitis se hacen con pintura en spray, pero también son habituales los hechos con pintura plástica para paredes o con rotuladores permanentes. Asimismo, es conveniente detectar si se ha utilizado un sellador para pintura, muchas veces a los graffitis hechos con spray se les aplica este tratamiento para dificultar su borrado.
  • Las características de la superficie pintada influyen muchísimo, de tratarse de una superficie porosa la pintura es absorbida. Pero aunque no lo sea, si esta tiene algún tipo de textura o relieve también resulta más difícil la eliminación.
  • Una vez tengamos claro el material y el tipo de pintura utilizada podemos pensar un método para eliminar los graffitis. En comercios especializados podemos encontrar distintos productos para la eliminación casera de graffitis. No obstante, en la mayoría de ocasiones solo sirven para trabajar pequeñas superficies no porosas.
  • Hay que tener en cuenta que de utilizar una de las soluciones comerciales y no dar buen resultado estaremos empeorando el problema. Ya que corremos el riesgo de que la pintura penetre todavía más en el material. Si el graffiti o pintada a eliminar ocupa una superficie considerablemente grande lo más recomendable es contar con los servicios de una empresa especializada en limpieza de graffitis.
  • En caso de ser un graffiti pequeño y de haber identificado correctamente con que ha sido realizado podemos pasar a eliminarlo con un producto especifico para limpiar graffitis. El método a seguir depende del fabricante; te recomendamos que leas cuidadosamente las instrucciones de uso, tiempo de actuación y precauciones a tomar al usar estos productos. Usualmente están compuestos por fuertes disolventes químicos, de modo que es necesario usar guantes y mascarilla como mínimo.
  • Ten en cuenta que estos productos pueden resultar agresivos también con el propio material del que esta compuesta la pared, llegando a devastarla si no realizamos el proceso según lo indica el fabricante.
eliminación de graffitis y pintadas

Actuaciones profesionales para la eliminación de graffitis

Las soluciones comerciales no suelen servir para la eliminación de graffitis que ocupan una gran superficie. Asimismo, si el material es poroso o tiene una superficie irregular, resultará más complicado el borrarlo por completo sin dejar ninguna marca. Los productos para la eliminación de graffitis que usan los profesionales suelen ser específicos para empresas, ya que suelen ser disolventes químicos que pueden resultar peligrosos si no se toman una serie de precauciones. Por este motivo no se encuentran a la venta para el público.

Existen varias posibilidades de actuación que una empresa especializada en eliminación de pintadas puede seguir. Esto depende de las características del graffiti, su superficie y pintura utilizada, además por supuesto del material sobre el que se encuentra.

Quitar pintadas de pared

Repintar la pared del graffiti

Es el método más sencillo y económico que existe para la eliminación de graffitis. Simplemente consiste en pintar de nuevo la zona afectada con el mismo color de la fachada.

No obstante este método presenta algunos inconvenientes. El primero de ellos es que solo puede realizarse sobre superficies ya pintadas previamente y con el mismo color exacto que tiene el resto de la pared. De otro modo quedará siempre la marca de repintado, o tendremos que repasar toda la fachada para que no quede un parche de pintura nueva. Otro inconveniente es que es posible que debamos aplicar varias manos de pintura hasta que la sombra del graffiti desaparezca por completo.

Eliminar graffiti de materiales como el hierro

Eliminación de graffitis con lanzas de presión

Es el método más efectivo y por ello el más utilizado por empresas especializadas. Consiste en proyectar contra la pared agua a presión mezclada con un disolvente específico para graffitis; en una proporción de 80% de agua y 20% de disolvente para no dañar el material de la pared. Para esto es necesario contar con maquinas de alta presión capaces de retirar la pintura por la propia fricción que produce el agua.

Este sistema para la eliminación de graffitis y pintadas resulta muy efectivo, pudiendo trabajar grandes áreas en poco tiempo. La gran ventaja es que puede realizarse sobre la mayoría de materiales, en el caso de materiales especialmente delicados como el mármol es necesario recalibrar la proporción de disolvente para no dañar el material.

Solo las empresas de limpieza profesionales cuentan con los medios, los productos y el personal necesarios para realizar este trabajo correctamente. Te recomendamos que cuentes con sus servicios si quieres devolver el aspecto original a la fachada. Asimismo, una empresa especializada puede ofrecerte un tratamiento preventivo para graffitis para que en caso de volver a aparecer uno sea más sencillo eliminarlo.

Limpieza manual

En cuanto a los métodos caseros que podemos aplicar sobre el graffiti encontramos distintas combinaciones de productos que nos ayudarán a tratar la zona. Una de ellas es mezclar agua templada con amoniaco y alcohol puro; trabajaremos con mascarilla y guantes siempre que manipulemos productos como estos.

Posteriormente, hay que aplicar esta solución y frotar insistentemente con un cepillo de alambres finos o un estropajo metálico, tras un buen rato aplicando esta solución podremos observar cómo se devasta la pintura hasta ir desapareciendo poco a poco.

También podemos hacer la mezcla con agua, vinagre y amoniaco, consiguiendo también buenos resultados; aunque en el mercado podemos encontrar algunos productos de limpieza anti-grafitis específicos para eliminarlos que consiguen resultados óptimos con menos esfuerzo, evidentemente, estos tienen un coste un poco mayor a la solución casera, sin eliminar el hecho de que tendremos que aplicar el producto y frotar concienzudamente hasta eliminar la pintura.

limpiar graffiti manualmente

No es lo más recomendable tapar el grafiti pintando la fachada, habitualmente sigue apareciendo una sombra del mismo graffiti aunque apliquemos varias manos, además de dejar un aspecto poco profesional, ya que si solo pintamos el área del graffiti dejaremos una gran mancha de pintura sobre la fachada que no termina de quedar estética.

Un aspecto importante a tener en cuenta es el material sobre el que trabajamos, si se trata de ladrillo visto y materiales similares podemos utilizar las citadas técnicas, no obstante, si se trata de materiales delicados como el mármol o la piedra natural no es recomendable aplicar productos agresivos, ya que estropearan el material y solo conseguiremos hacer más grande el problema.

Consejos para limpiar un graffiti.

La aparición de un graffiti sobre la fachada de nuestro inmueble es un suceso habitual aunque no por ello menos molesto. Los graffitis estropean el aspecto limpio de la fachada y si no los eliminamos con rapidez es seguro que aparecerán más, dándole a nuestro inmueble un aspecto desmejorado y sensación de abandono. Estas pintadas suelen realizarse con pinturas en spray o con rotuladores permanentes, la tinta y composición de la pintura la hacen especialmente resistente a la mayoría de tratamientos convencionales, así que si queremos limpiar graffitis de forma eficiente y con un acabado que elimine completamente cualquier resto deberemos emplearnos a fondo.

Dependiendo del tamaño del graffiti y el tipo de material que tengamos que tratar podremos optar por eliminar la pintada nosotros mismos o contar con el trabajo de una empresa de limpieza profesional que se encargue del trabajo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.